Aceite de Argán: Propiedades, Beneficios y Usos

Conocido como el oro líquido de Marruecos, el aceite de argán es una de las sustancias naturales más beneficiosas cuando de hidratación se trata. Proviene del árbol de argán, específicamente de las semillas maduras de su baya, y es rico en Omega 3, Omega 9, Vitamina E y en grasas saturadas. Componentes que lo posicionan como una de las sustancias más nutritivas de su tipo.

Gracias a estos nutrientes, este líquido aporta increíbles beneficios al cuidado de la piel y al del cabello, por lo que es uno de los ingredientes principales en los productos cosméticos de distintas líneas de producción: cremas corporales, desmaquillantes, mascarillas faciales y, en especial, tratamientos capilares.

A continuación, te hablaremos sobre los beneficios de este aceite, así que sigue leyendo esta nota para descubrir los usos que puedes darle dentro de tu rutina de cuidado del cabello.

Aceite de Argán y la Salud Capilar

Para nadie es un secreto que el cabello es uno de los atributos más importantes en lo que se refiere a nuestra apariencia física. A través de nuestra cabellera podemos expresar muchas cosas, por eso es que resulta tan importante mantenerla saludable; para ello, el aceite de argán puede convertirse en un gran aliado.

Los componentes de esta sustancia natural permiten ofrecer una hidratación profunda. Además, esto supone fortalecer el cabello y otorgarle mayor manejabilidad a la hora de peinarlo.

Gracias a su cualidad nutritiva, el aceite de argán permite reparar las hebras en toda su extensión, prestando especial atención a la caspa y resequedad del cuero cabelludo; a las puntas secas y abiertas; y al frizz.

Hablar del oro líquido de Marruecos es sinónimo de cuidado del cabello. Este producto natural es rico en ácido oleico, el cual es un componente esencial a la hora de proteger nuestras cabelleras de la incidencia de los rayos ultravioletas, así como de los productos químicos y las altas temperaturas a las que nos sometemos para moldear y construir algunos peinados.

Beneficios del Aceite de Argán

Entre los beneficios a la salud capilar que aporta el uso del aceite de argán destacan los siguientes:

  • Nutrición
  • Restauración
  • Protección

Productos

A continuación un listado de los aceites de argán más populares del mercado:

Aceite de Argán Satin Naturel

Aceite de Argán Orgánico – Satin Naturel

  • 100% aceite de argán (Argania Spinosa).
  • Utiliza semillas seleccionadas de argán de calidad superior.
  • Cosméticos naturales veganos, orgánicos, sin crueldad animal y sostenible.
  • No contiene químicos dañinos, parabenos, microplásticos ni hormonas.

Aceite de Argán – The Ordinary

  • Nutre la piel y el cabello con el aceite de argán orgánico prensado en frío 100%.
  • Fórmula pura de aceite de semillas de argán marroquí.
  • Rico en ácidos grasos, vitaminas y carotenos.
  • Propiedades hidratantes y nutritivas a la piel, el cabello, los labios y las uñas.

Uso del Aceite de Argán en el Cabello

En cuanto al cuidado del cabello se refiere, los usos del aceite de argán son muy variados, pero el más popular de todos es el tratamiento de hidratación. Ahora, si bien es cierto que el aceite de argán funciona en todo tipo de cabello, es importante tomar en consideración que ciertas condiciones aplican:

Cabello ligeramente seco

Se recomienda aplicar en el cabello seco, una pequeña cantidad de aceite en las puntas, se deja durante al menos hora y media y se retira con agua tibia. Es importante que se use el producto solo en las puntas dos veces por semana; de lo contrario, el cabello puede tornarse grasoso y descuidado.

Cabello frágil y reseco

En este caso es ideal aplicar esta sustancia grasa desde la raíz hasta la punta, masajear en círculos y envolver el cabello en una toalla húmeda por media hora. Pasado el tiempo, es necesario enjuagar el producto con shampoo y acondicionador.

Cabello mixto

Si el cuero cabelludo es graso y las puntas son secas, se debe aplicar el producto desde la mitad hasta el final del cabello. Después de media hora, lávalo con champú y repetir el proceso cada semana.